domingo, 26 de abril de 2009

El vendedor de lanzas y escudos

En el Reino de Chu vivía un hombre que vendía lanzas y escudos.
— Mis escudos son tan sólidos — se jactaba — que nada puede traspasarlos. Mis lanzas son tan agudas que nada hay que no puedan penetrar.
— ¿Qué pasa si una de tus lanzas choca con uno de tus escudos? — preguntó alguien.

El vendedor no supo qué contestar.

Cuento popular chino

2 comentarios:

Sil dijo...

Uy! me recuerda alguna que otra reyerta con mi media naranja...
Buenísimo !!!
UN ABRAZO

Casa de Los Cuentos dijo...

Hola Graciela

Hoy he venido a invitarte con especial motivo para que me acompañes esta semana que dedico a la lectura de las letras Argentinas. Espero que lo que esté leyendo te guste tanto como a mí. Espero como siempre tu visita, tus opiniones y comentarios.

Saludos desde Mérida, Venezuela. Jabier.